miércoles, 21 de marzo de 2012

Jugamos al Martín Pescador


Martín Pescador es un juego tradicional muy divertido.
Participantes: Mínimo 5 niños.Máximo, no existe.

Elementos: Ganas de divertirse, niños y lugar amplio.

Procedimiento:

Se eligen dos niños que se ponen en secreto el nombre de una fruta cada uno (o un color,un gusto de helado,etc),y se toman de las manos con los brazos en alto, formando un arco o puente. Los restantes, en fila india, pasan bajo el puente mientras cantan:

"Martín Pescador,
¿me dejará pasar?"

A lo que responden los del puente:

"Pasará, pasará,
pero el último quedará".

Al pasar el último, los niños bajan los brazos y lo apresan entre ellos, formulándole la pregunta:

"¿Qué fruta te gusta más, pera o manzana?".

Según la respuesta, el niño "prisionero" se toma de la cintura de la "fruta" elegida o de último "prisionero".
El juego continúa hasta que todos los niños queden atrapados en el puente,y el lado que más chicos tenga ganará el juego.

También puede finalizarse el juego con una cinchada, haciendo que los dos grupos se tomen de las manos y tiren en sentido contrario para decidir quién será el ganador.

En España este juego se conoce con el nombre de "Pase misí".
El procedimiento es parecido pero se utiliza otra canción y no queda atrapado el último niño del tren.
Los niños se toman de la cintura para formar una fila y van pasando por debajo del puente mientras cantan la siguiente canción:

“Pase misí,
pase misá,
por la Puerta de Alcalá,
los de adelante corren mucho,
los de atrás se quedarán”.

A la voz de “se quedarán”, bajan sus brazos capturando a una/o de la fila a quien le preguntan por ejemplo qué color prefiere. Según la respuesta se sitúa detrás de la/el jugadora/or a quien pertenece dicho color. Cuando ya han sido capturados todos los participantes, se traza una raya en el suelo, en medio de los dos equipos, y cada uno de ellos debe tirar hacia atrás intentando que el equipo contrario traspase la línea. El equipo que logra hacer que pase la línea el contrario, será el vencedor.

ANÉCDOTA: El nombre del juego es probable que proceda de una lectura errónea de la palabra francesa “monsieur” y de la feminización de ésta.


Photobucket